Artículos recientes

10 buenas razones para tomar vino

10 buenas razones para tomar vino

Vino y más 0Comentarios

Mas que una bebida, el vino debe ser considerado un alimento que deberíamos incluir en el día a día por todos los beneficios que nos puede aportar. No podrás creer todo lo que cabe en una botella de vino: salud, diversidad, cultura, esfuerzo, tradición, vanguardia, diversión… es más, si sigues leyendo éste artículo, estamos seguros de que no llegarás a la última línea sin ganas de descorchar una botella y compartir una copa de vino.

1.Por la vida:

Por mucho tiempo se ha hablado de los múltiples beneficios que el consumo moderado de vino tiene para la salud. Resulta de hecho sorprendente comprobar como los consumidores de vino tienen mayor esperanza de vida que los abstemios o que padecen menos tipos de cáncer que los consumidores ocasionales.

Entre los beneficios del consumo de vino a la salud destacan sus propiedades para proteger el corazón y próstata, reducir el colesterol, previene la artritis, reduce el riesgo de cáncer, minimiza el riesgo de enfermedades cardiovasculares, te protege contra la gripe, reduce significativamente las probabilidades de diabetes, combate las bacterias bucales, entre muchas otras.

En síntesis, una o dos copas de vino al día reducen a la mitad el riesgo de mortalidad, lo cual es razón suficiente para convencerte de sus beneficios, pero por las dudas ahí te van algunas más.

2. Por compartir: 

Descorchar una botella de vino generalmente tiene el propósito de crear un ambiente adecuado como preámbulo de un momento que consideramos especial. Una comida en familia, una reunión con amigos, una cena romántica, el cierre de un negocio o simplemente un momento de relax para ver una película o leer un buen libro.

Lo que es un hecho, es que al destapar una botella de vino comienzan a fluir también las palabras de una buena charla; los sentimientos que remueven esos gratos recuerdos; historias y anécdotas que nos permiten a revivir momentos que llevamos en la memoria y en el corazón.

En una sola frase: “El vino es el placer del que se rodean los buenos momentos”

3. Por felicidad

Varios estudios han demostrado que las personas que consumen vino a diario de manera moderada tienen menos posibilidades de sufrir depresión, ya que contiene determinada sustancias, como el resveratrol, que activan neurotransmisores cerebrales como la serotonina y la dopamina, que incrementa los niveles de tolerancia al dolor, reduce la irritabilidad y mejora la cantidad y calidad del sueño.

De hecho, esto forma parte ya de una tendencia gastronómica que se basa en el consumo de un determinado grupo de alimentos que generan felicidad, más allá  del placer que se encuentra en su degustación.

¿Qué alimentos nos producen esta felicidad?

  • Chocolate
  • Nueces
  • Plátano
  • Aguacate
  • Y por supuesto… el vino.

Ya lo decía el científico británico Alexander Fleming, “Posiblemente lo que cure sea la penicilina, pero lo que hace feliz a la gente es el vino”

4. Por vanidad

Combinado con una dieta equilibrada, una copa de vino al día apenas aporta unas 150 calorías que nuestro cuerpo quemadas casi de inmediato. Pero además favorece la eliminación de grasa acumulada. Son ya numerosos los estudios que avalan que el consumo moderado y continuado del vino no se relaciona con un aumento del peso corporal, sino todo lo contrario. El consumo de vino tinto activa la función de un gen que impide la formación de nuevas células de grasa y ayuda a movilizar las existentes, por lo que contribuye a reducir la obesidad.

Por si fuera poco, los aficionados del vino suelen comprar alimentos más sanos y tener una dieta más equilibrada. Consumen más aceitunas, frutas, verduras, quesos bajos en grasa, leche y carnes saludables. Además, tiene propiedades anti-oxidantes que retrasan los efectos del envejecimiento y ayudar a mantener una piel firme y tersa (de ahí que exista la vino terapia).

5. Por gourmet

El vino ayuda a percibir mejor los sabores de los alimentos que cuando éstos se acompañan con agua o bebidas azucaradas. Esto se debe a sus propiedades astringentes que nos ayudan a limpiar el paladar, evitando la excesiva sensación de grasa, lo que nos permite degustar mejor la comida y realzar los sabores de nuestros platillos favoritos.

Asimismo, el vino tiene un efecto protector contra el riesgo de úlcera gástrica. Tomado antes o durante la comida, el vino ayuda a estimular las secreciones gástricas, principalmente aquellas que tienen a su cargo la digestión de proteínas y grasas, ayudando con ello a eliminar los efectos secundarios negativos relacionados con la acidez estomacal.

6. Por inteligencia

Múltiples estudios han demostrado que el consumo moderado de vino mejora la función cognitiva y el funcionamiento del cerebro. Asimismo, favorece la memoria a largo plazo, las habilidades verbales y velocidad de pensamiento. La respuesta cerebral a los estímulos aumenta, tanto en términos de calidad como de velocidad. Los tiempos de reacción disminuyen en un 25% y la creatividad aumenta en un 50%. 

Además, la relación vino–inteligencia es de doble sentido. Algunas investigaciones han demostrado que las personas con un coeficiente intelectual más alto consumen más alcohol que las que tienen una puntuación inferior. Por si fuera poco, reduce considerablemente las posibilidades de padecer enfermedades mentales degenerativas como la Demencia, el Alzhéimer o mal de Parkinson.

7. Por creatividad

¿Por qué, en lugar de tirar corchos y botellas de vino usadas, no hacer con ellas creativos e innovadores objetos y adornos? Estas piezas de vidrio y corchos son mucho más funcionales de lo que pensamos.

Con un poco de creatividad, las botellas de vino se pueden transformar en muchos prácticos objetos, como por ejemplo: lámparas colgantes, floreros y macetas, dispensadores de jabón para manos, comedores para aves, candelabros para velas, antorchas para jardín, vasos y charolas para botanas, entre muchas otras ideas más que podrás encontrar en la Web.

8.Por cultura

Descorchar una botella de vino nos transporta a su lugar de origen. Un botella de vino no solo contiene un mosto de uva fermentado, encierra tradiciones que en muchas ocasiones trascienden a varias generaciones, lleva consigo la tierra y el clima de determinadas zonas geográficas en donde se produce. Acompaña a la gastronomía del lugar, a su gente y a su cultura.

Prueba, por ejemplo, un vino Fino de Jerez, encontrarás de inmediato notas minerales similares a la sal de mar, es como abrir una botella de océano. Por supuesto la zona de Jerez tiene una influencia marítima muy importante, es por ello que acompañan perfectamente productos del mar y salazones como los tradicionales boquerones españoles, pero también moluscos, ostras y crustáceos muy característicos de esta cálida región de Andalucía.

Hay un dicho que hace referencia esto y que a mi en lo particular me gusta mucho citar: “Viajar con el Paladar”. Una recomendación que les dejo como plus adicional es el libro del Sommelier Argentino Fernanda Orellano, titulado “La Vuelta al Mundo en 80 Copas”, una lectura muy recomendable para los amantes del vino.

9. Por placer

El vino también favorece la actividad sexual, ya que tanto la erección del pene como la lubricación vaginal son respuestas que dependen en gran medida de un buen funcionamiento de nuestro sistema cardiovascular. De manera que si el vino es bueno para el sistema cardiovascular en su conjunto, en cantidades moderadas, también pueden ayudar mantener una buena salud sexual.

Por si fuera poco, el vino con moderación libera endorfinas en dos áreas del cerebro, aumentando la sensación de placer, por lo que se le pueden atribuir además propiedades afrodisíacas.

10. Porque me gusta

Para mi quizás la razón de más peso. Una copa de vino relaja, suelta la lengua, deja a un lado la timidez, lo que puede convertir un momento cotidiano en algo mucho mas especial y divertido. Nos ayuda a hacer amigos con quienes compartir y disfrutar de las 9 razones anteriores haciendo del vino un círculo virtuoso en nuestra vida.

¡Salud!

Alejandro Valdés Soto

Sommelier WINEUX

Deja tu respuesta

*
**No publicado
*URL del sitio con http://
*